viernes, 9 de octubre de 2015


ITINERARIOS PERSONALIZADOS DE INSERCIÓN : IPI.


El Itinerario Personalizado de Inserción de define como el diseño, la realización y seguimiento de una secuencia concatenada de acciones, destinadas a mejorar la empleabilidad de las personas demandantes de empleo para facilitar su incorporación al mercado laboral.
Están dirigidos sobre todo a personas que se encuentran desempleadas y que quieren mejorar su capacidad para insertarse laboralmente, pero también pueden beneficiar a trabajadores que se encuentren en situación de mejora de empleo o de replanteamiento profesional.

FASES DE UN ITINERARIO PERSONALIZADO DE INSERCIÓN:


El itinerario se inicia con una entrevista de diagnóstico donde el técnico de empleo tiene un primer contacto con la persona interesada y realiza una evaluación socio-profesional.


 


En esta fase de acogida se recogen los datos fundamentales de la persona: personales, familiares, de formación, experiencia laboral, etc. Se trata de detectar los puntos fuertes y los puntos débiles, es decir aquellas competencias tanto personales como profesionales donde el trabajador puede apoyarse y aquellos aspectos que es necesario mejorar.

A partir de este diagnóstico se definen una serie de acciones encaminadas a la mejora de la empleabilidad: elaboración del perfil profesional, orientación laboral, profesional y/o formativa y el diseño del itinerario en sí que suele centrarse en el desarrollo de competencias pre-laborales (habilidades sociales y personales), competencias técnico instrumentales (conocimientos informáticos y técnicas para la búsqueda de empleo), competencias formativas, mejora de los estilos de búsqueda de empleo, conocimiento del entorno laboral y del sector donde se desea desarrollar la profesión y el conocimiento y entrenamiento de los procesos de selección.

El técnico presenta al trabajador su propuesta de itinerario basándose en el diagnóstico realizado, junto con una planificación y temporalización de las acciones. Tras llegar a un acuerdo se realiza la firma de compromiso por parte de ambos. Este paso es importante porque aquí entran en juego la responsabilidad y la motivación y durante todo el proceso el trabajador estará acompañado y tutorizado por el técnico que le irá derivando a los recursos necesarios.

Cada cierto tiempo ambos evaluarán los avances realizados, el grado de implicación en el proceso y la eficacia de éste. Estas evaluaciones permiten adaptar el itinerario a nuevas situaciones o necesidades de la persona usuaria.

Es importante reseñar que el protagonista del proceso es el trabajador. La duración del proceso viene determinada por las necesidades del usuario/a, aunque el final puede llegar por varias circunstancias: abandono de la persona usuaria cuando ésta lo manifieste así o porque se haya conseguido el objetivo propuesto.




Para saber más: 
                           Itinerarios de Insercion
                           Guía de Itinerarios personalizados de inserción.
                           Itinerarios personalizados de Inserción.

  

  Agradecer a mis compañeros de Orientación Siete la oportunidad a publicar en su blog.                                                                                                                                    


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada